Luis Carbonell y su labor en la música... (rss)

El son, la trova, la rumba, la balada, los danzoneros...Cuba va

Luis Carbonell y su labor en la música...

Notapor Roberto García. » Vie 10 Ago, 2012 2:01 pm

Comentar de Luis Carbonell como músico es muy dificil , ya que tiene un nombre por su fama como recitador o declamador "El Acuarelista de la Poesia Antillana" .
El mismo ha dicho : La música nació conmigo y nunca hemos podido separarnos.

Luis Carbonell nació el 25 de julio de 1926 en Santiago de Cuba .
A los 9 años de edad ingresó en el Conservatorio de Santiago de Cuba para hacer estudio de violín, pero no pudo seguir porque
tenia un defecto de nacimiento en el meñique de la mano derecha.Entonce se dedicó al piano y estudió solfeo .
Su primera profesora de piano fue Josefina Farré .Estudió el métado de Orbón .Observo mucho a Zenaida Manfugaz le hizo preguntas y aprendió mucho de ella.
Imagen
El aplicado chico progresó con las teclas y ya en 1938 entró a trabajar en la radio local. En 1944 se había convertido en un personaje imprescindible en la CMKC santiaguera. No sólo declamaba de una manera cada vez mejor elaborada, sino que concebía y dirigía programas.. Y además, acompañaba al piano a cuanto cantante pasara por la emisora.
Durantes varios años mantuvo un programa que se llamaba : Luis Carbonell en tres tiempos ( Piano , cuento y poesia).
Su labor como productor , repertorista y montador de voces se ha notar en discos antológicos como Rapsodia de Cuba ( LP Montilla FM-21 con Esther Borja y la Orquesta de Cámara de Madrid con los directores Fernando Mulens y Daniel Montorio) y Esther Borja canta a una , dos , tres y cuatro voces ( LP Kubaney MT-101), que aunque cincuenta años después aún se reeditan periódicamente en los Estados Unidos.
Comenzó a formar cuartetos : Extragenios de Facundo Rivero , el Antillano de Bobby Collazo , el de Mario Fernádez Porta y hasta su propio cuarteto.
Imagen
Con Los Cañas
En los 70's se dedico a repertorizar artistas y a educardo en la voz como Pancho Alonso , mas tarde con Linda Mirabal , con los cuartetos Del Rey , Los Cañas y otros...
Imagen
Fuentes : Roberto Bello y Roberto Garcia
"La música es la más bella forma de lo bello" José Martí
Imagen CCES EN FACEBOOK
Avatar de Usuario
Roberto García.
Miembro de Honor
 
Mensajes: 6247
Registrado: Sab 26 Dic, 2009 6:21 pm
Ubicación: Miami
Gracias dadas: 585
Gracias recibidas: 609

Re: Luis Carbonell y su labor en la música...

Notapor Roberto García. » Sab 27 Jul, 2013 5:12 pm

Luis Carbonell, El Acuarelista de la Poesía Antillana

Por Tony Pinelli



“El Acuarelista de la Poesía Antillana” como se le presentaba y aún presenta en los escenarios, nacido un 26 de julio de 1923, es el único caso en Cuba de un hombre que es capaz de llenar un teatro para verlo recitar.
En mi caso personal, la admiración por Luis empezó siendo un niño, no sólo por la gracia inigualable de las estampas y poemas que dibujaba con su magnífica voz y su histrionismo, sino por el cariño tan profundo que por él sentía mi familia en pleno, cuya primera e incondicional admiradora era mi madre. Aún recuerdo de forma vívida aquel maravilloso recital de cuentos, faceta que pone de relieve su alto nivel artístico e increíble disciplina, ya que “decía” los cuentos, punto por punto y coma por coma. Gracias a él me acerqué a Lidia Cabrera, Carpentier y otros grandes autores.
Quiso la vida que siendo parte del Cuarteto Vocal “Los Olivos” que se había formado en las Fuerzas Armadas, , compitiéramos en un programa de radio de aficionados y Julio Lot, destacado director de radio nos viera y encontrara valores en las cosas que hacíamos, al punto, que arriesgó su prestigio para recomendarnos a Luis Carbonell, pues además de declamador y pianista, ha sido un formidable arreglista de voces y maestro repertorista, de tal importancia, que es imposible hacer la historia de los cuartetos vocales cubanos sin mencionarlo.
Luis nos escuchó y desde el primer día ya fue nuestro maestro, no sólo para el montaje de piezas importantes, algunas verdaderamente difíciles para cuatro muchachos que no leían música ni sabían formalmente de armonía, como las fugas de J. S: Bach, la Sonata Fácile de Mozart o “Los Cuadros de una Exposición” de Mussorgsky, donde Luis mostró la paciencia y sabiduría de quien nace para enseñar y marcar hitos en lo que se proponga, porque con un maestro así, nosotros aprendimos, además de música, sensibilidad por las finas artes, amor por la literatura y disciplina y respeto por el trabajo, hasta comprender que no hay otra manera de dar gracias a la vida por escogernos para ejercer un oficio tan hermoso, que permite – a los buenos, a los seres tocados por Dios – ser más fuertes que la muerte misma y permanecer en el alma del público para siempre.
Luis Mariano tuvo la suerte de criarse en una familia especial, donde las artes eran parte de la vida diaria; su talento lo llevó a estudiar piano y en 1946, ya con una experiencia como pianista acompañante y familiarizado de diversas formas con el mundo del escenario, tomó una maleta con menos ropas que ideas y marchó a Estados Unidos, donde comienza – como muchos artistas cubanos – a probar suerte y con su forma inigualable de recitar la encuentra.
Sabido es su presentación en La Habana y el apoyo de la inmensa Esther Borja, porque mucho se ha hablado y escrito sobre ello, al igual que la impresión que causara en Pepe Biondi, el gran cómico argentino que origina con una frase elogiosa el sobrenombre que adorna sus presentaciones como “El Acuarelista de la Poesía Antillana”, pero en este humilde regalo de cumpleaños que quiero hacerle a mi maestro, quisiera recordar la labor de un hombre, que con la bondad como bandera, dedicó horas intensas de trabajo a muchos artistas que hoy en día gozan de prestigio superlativo, sin otro interés que el de hacer el bien y trabajar por la belleza de la cultura artística.
A nosotros, “Los Cañas” nos hizo un cuarteto de primera línea y nos llevó a planos estelares dando muestras de una increíble constancia y lealtad, pues estuvimos ensayando y montando un amplísimo repertorio con él más de dos años, sin cobrar un centavo, hasta que el entonces SINTAE (Sindicato de Trabajadores de Artes y Espectáculos) nos dejó entrar al sector y como la mayoría no andábamos muy boyantes de bolsillo, Luis siempre nos tenía una merienda en su casa para mitigar el salir de la fábrica o la universidad para los ensayos con el estómago pegado al espinazo.
Después cuando ya ganábamos nuestro buen salario por las distintas cosas que hacíamos (radio, TV, cabarets, etc.) y llegábamos a los ensayos ahítos de buen comer, en casa de Luis Mariano nos seguía esperando el café con leche y las gaceñigas o pastelitos de Sylvain y había que tomarlo todo para no hacerle un desprecio al maestro.
Muchas veces incomprendido, jamás dejó de trabajar dando todo sin pedir nada, manteniendo su proverbial profesionalismo lo mismo en un gran escenario que en un campamento cañero, donde lo vimos actuar muchas veces.
Luis cumple 88 años de una vida fructífera, con la satisfacción de haber realizado aportes formidables a la cultura en distintos campos, como el logro de haberse adelantado a su época con el disco que le produjo a Esther Borja con Medardo Montero como técnico; como el haber sido el primero en vincular el ritmo a la poesía, porque otros declamadores usaban la música como fondo para sus poemas, pero Luis Carbonell fusiona la clave con la declamación, recitando a tempo, con lo que logra ese ritmo contagioso en sus presentaciones que lo hacen el primer y único declamador que logró, gracias a su entrenado oído e ingenio, unir poesía y música más allá de la canción e incluso, un antecedente culto y legítimo de las modalidades que hoy en día hablan con acompañamiento musical como el rap y otras expresiones similares.
Como Maestro que siempre ha exhibido como divisa la exigencia, ha tenido una multitud de alumnos, muchos de gran prestigio que concuerdan en el respeto, amor y agradecimiento a sus enseñanzas y su bondad, por lo que para todos nosotros, los que tenemos el orgullo de haber aprendido de él y con él, como artista único e irrepetible, su 88 cumpleaños es una verdadera fiesta.
Luis arriba a esta edad plenamente reconocido y querido por todos, con una nutrida colección de premios y reconocimientos y con esa virtud que sólo construyen el talento y el tiempo, de salir a un escenario y antes de decir una sola palabra, provocar una ovación del público que sabe premiar con el tesoro del aplauso a los verdaderamente grandes.
Muchas felicidades Luis Carbonell, muchas gracias por todo lo que nos ha dado, sobre todo por el ejemplo y la dignidad con que ha llevado su carrera, con viento a favor o con suerte en contra, pero sin hacer concesiones ni ceder terreno, haciendo arte e inculcándoselo a varias generaciones de cubanos, que han tenido, como este humilde servidor, la suerte de ser sus alumnos.
El recitador Luis Carbonell popularizó un poema publicitario en su clásico estilo:

Mirladia que agitación
que te tiene alborotá.
es la tremenda mansión
que el Día de la Caridad
da el concurso del millón.
¡Eso si es casa verdá!
si yo me enredo con ella
¡Ayúdame caridá!
"La música es la más bella forma de lo bello" José Martí
Imagen CCES EN FACEBOOK
Avatar de Usuario
Roberto García.
Miembro de Honor
 
Mensajes: 6247
Registrado: Sab 26 Dic, 2009 6:21 pm
Ubicación: Miami
Gracias dadas: 585
Gracias recibidas: 609


Volver a CUBA

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: Yahoo [Bot] y 1 invitado